lunes, 30 de mayo de 2022

 Ante el Día Mundial del Medio Ambiente, el próximo domingo 5 de junio de 2022, la Plataforma Impacto de Género Ya nos sumamos a las 21 reivindicaciones del Informe ¿POR QUÉ EL PACTO VERDE EUROPEO TIENE QUE SER ECOFEMINISTA? de la Oficina Europea del Medio Ambiente (EEB) y Women Engage for a Common Future (WECF)

Ver el informe completo >

Documento de reivindicaciones >

 

 

lunes, 9 de mayo de 2022

La Jornada nos dejó una visión estratégica de los cuidados




A lo largo de seis intensas horas, la Jornada SUSTITUIR TRABAJO NO PAGADO DE CUIDADOS POR SERVICIOS PUBLICOS, convocada por la Plataforma Impacto de Género Ya, llegó a reunir a 137 asistentes de diez comunidades autónomas el 5 de mayo 2022, con el objetivo de sumar fuerzas para alcanzar en España la meta 5.4 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible:

“Reconocer y valorar los cuidados y el trabajo doméstico no remunerados mediante servicios públicos”.

Entre la inauguración por la Directora General de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Economía Social, Verónica Martínez, y la clausura por la Ministra de Igualdad Irene Montero, intervinieron representantes de entidades públicas, feministas, sindicalistas, empresas, personas expertas y activistas..

La Jornada íntegra de está grabada por módulos en https://www.youtube.com/watch?v=myD4mPbhKQ4&t=1095s
https://twitter.com/GeneroYa 

- - - - - - - - - - - - - - -  - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -

Nuestra compañera Paqui Guisado abrió preguntando ¿cuáles y cuantos son los cuidados a sustituir? Y el Presidente del Consejo Económico y Social, Antón Costas, apostó por “que el cuidado pase de ser una ética femenina a una ética democrática y universal" y medir ese paso, porque "Lo que no se mide empeora"

Desde ONU Mujeres y la Alianza Global de los Cuidados, Raquel Coello resaltó la triple contribución de la meta 5.4: a la salud y bienestar de las personas que necesitan cuidados, a la creación intensiva de empleo, y a la igualdad económica de las mujeres, tanto de las que trabajan remuneradamente en los cuidados como de todas, al aligerársenos la carga de trabajos no pagados. 

Verónica Martínez señaló la reorganización de los cuidados como central para el objetivo de humanizar el trabajo, para el Ministerio de Trabajo y la OIT, y del que forma parte la pronta transposición de la Directiva (UE) 2019/1158 para un tiempo de trabajo corresponsable.

Manuela Tomei, Directora del Programa de Condiciones de Trabajo y Empleo de la OIT, en una magnífica intervención, nos dejó algunas cifras que hablan por sí mismas: en España se dedican al trabajo no pagado de cuidados 130 millones de horas al día, equivalentes a 16 millones de personas trabajando sin remuneración, dos tercios mujeres, para cuidar a 10 millones de personas (7 millones de niñas/os menores de 15 años y 3 millones de ancianas/os), mientras los 4 millones de empleos pagados en sanidad, educación, servicios sociales y empleo de hogar suponen el 10% del empleo masculino y el 30% del femenino, siendo significativo que más de la mitad de las empleadas de hogar sean nacidas en el extranjero. La OIT propone actuar en 5 ámbitos de política – macroeconómica, de cuidado, de protección social, laboral y migratoria- para 5 “R”: Reconocer, reducir y redistribuir el trabajo-no-pagado; Recompensar más empleos de cuidados y mejor remunerados y Representar a las trabajadoras del cuidado en el diálogo social y la negociación colectiva.

En la mesa sobre negociación colectiva y diálogo social, el Director de la OIT en España, Félix Peinado, destacó el papel constructor de consenso social que juegan tanto la composición tripartita (gobiernos, organizaciones sindicales y empresariales) de la OIT como la negociación colectiva y el diálogo social en España, ante los retos del desempleo, del despoblamiento rural y el envejecimiento de la población. Mª Amparo Ballester del Ministerio de Trabajo apostó por mejorar “pronto y bien” los cuidados en tres ejes y con apoyo del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia: (1) trabajo digno de las personas que cuidan. Ratificar el convenio 189 de la OIT y establecer la prestación por desempleo para las trabajadoras del hogar. Y prevenir sus riesgos laborales, los de las limpiadoras de hotel o de empresas o entidades del cuidado. (2) Corresponsabilidad de hombres, mujeres, empresas y sociedad en el cuidado, al transponer las Directivas 2019/1158 de conciliación y 2019/1152 de transparencia y previsibilidad del tiempo, y (3) nueva organización del trabajo en las empresas desde una centralidad del tiempo para que cuidar no nos expulse del empleo o nos sitúe en el carril lento del trabajo precario. Y tiempo propio no sólo para cuidar, sino para vivir, diferenciando el tiempo de trabajo del que no lo es, frente a una filosofía cortoplaciste la digitalización, la tecnología y la precariedad.

Carolina Vidal, Secretaria Confederal de Mujeres, Igualdad y Condiciones de trabajo de CCOO destacó el papel de las mujeres sindicalistas para romper la división sexual del trabajo en la situación de las personas cuidadas y cuidadoras con más servicios públicos y mejores permisos y condiciones laborales, un gran acuerdo sobre la maternidad y desbloquear los Convenios colectivos de la Dependencia, de la limpieza en Madrid y de Ayuda a Domicilio en Ciudad Real, Euskadi y Sevilla.

Cristina Antoñanzas, Vicesecretaria Confederal de UGT, para que los cuidados salgan de la familia y sean asumidos por servicios públicos de cobertura universal, trabajar para que las empleadas de hogar dejen de ser trabajadoras de segunda, y no utilizarlas para cubrir el déficit de servicios públicos y profesionales de atención a la dependencia -donde el Convenio colectivo sigue bloqueado por la patronal, pese al aumento de financiación pública- y hacer seguimiento de los Fondos del Plan de Recuperación para que sea realmente verde, digital, social y feminista, y a las niñas y niños de 0 a 3 años. 

En la segunda mesa, Isa Serra, resaltó que el Ministerio de Igualdad participa con ONU Mujeres, el gobierno de México y otras entidades, en la Alianza Global de los Cuidados y en la incipiente Estrategia Europea de Cuidados que contará en breve con un diagnóstico y dos recomendaciones de la Comisión. Desde 2021 el Plan Corresponsables transfiere 190 millones de euros anuales a las Comunidades Autónomas para el apoyo a las necesidades de conciliación de las familias con niñas, niños y jóvenes de hasta 16 años, la Economía para la vida y reparto justo de la riqueza es el eje 3 del III Plan Estratégico para la Igualdad Efectiva de Mujeres y Hombres 2022-2025, con 18.500 millones de euros de varios ministerios en ese periodo, y la Mesa de Cuidados, tras conceptualizar qué entiende por cuidados, elevará al Consejo de Ministros un catálogo de medidas urgentes.

Por la Plataforma Impacto de Género Ya, Begoña San José defendió la participación de los organismos de Igualdad y de las organizaciones feministas en el diseño, ejecución y seguimiento de medidas en España y en la Estrategia Europea de Cuidados, para garantizar que la igualdad entre mujeres y hombres no se pierde, diluye o tergiversa en el proceso, que también precisa mejorar las estadísticas oficiales sobre trabajo no pagado de cuidados, y no perder el objetivo de la OIT de alcanzar en 2030 5 millones de empleos dignos de cuidados en España: de 2015 a 2021 entre sanidad, educación, servicios sociales y empleo de hogar se han creado 752.200 pero el 63% son a tiempo parcial, 30% temporales y los salarios siguen siendo bajos tras la pandemia, siendo competentes las Comunidades Autónomas.

Araceli Ortiz, de la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Madrid (FADSPU) aportó el dato en 2022 del gasto autonómico (93% del gasto sanitario público) de 1.679 €/habitante/año y la queja al Defensor del Pueblo de la Plataforma Salvemos la Atención Primaria, por la demora media de 9 días en las citas por la falta de 8.000 profesionales de la Medicina, 15.000 de Enfermería y 10.000 de administración. El envejecimiento de la población, el empleo de las mujeres y la precariedad laboral agudizada por la guerra no se resuelven por la "salida neoliberal" de sanidad privada para quien la pueda pagar, sino con empleo y financiación con política fiscal públicas suficientes y estables.


El Director del IMSERSO (Instituto de Mayores y Servicios Sociales), Luis Barriga, rindió cuentas sobre los Cuidados de Larga Duración, incluyendo la visibilización de los trabajos no pagados de cuidados. El Plan de Choque de la Dependencia ha aumentado en 600 millones de euros su financiación en el presupuesto del Estado de 2021 y 2022, en que alcanzó 2.902 M €, con un sistema de gobernanza participativo, y por tanto complejo, de convenios con las 17 Comunidades Autónomas, diálogo social y acuerdos con sindicatos y organizaciones empresariales y diálogo civil con sociedad civil, incluida representación del movimiento feminista. El primer objetivo es Reducir la lista de espera y en 2021 se ha reducido un 17%: hay 100.000 personas más dentro, aunque siguen 200.000 pendientes, no por falta de dinero, sino por sistemas de gestión que dificultan llegar a mejorar realmente la vida de la gente. El 2º objetivo es mejorar las condiciones laborales de quienes trabajan en el Sistema, partiendo de su temporalidad, tiempo parcial y bajos salarios: hay mejoras en convenios colectivos pero insuficientes. Y para el 3º mejorar la atención a las personas dependientes, se negocia el sistema de Acreditación y calidad de centros y servicios con ratios y condiciones mínimas para las personas tanto trabajadoras como usuarias, dignificando también su vida hasta el final dentro de las residencias, con 3.500 millones de euros del componente 22 de los Fondos de Recuperación y Resiliencia. Otras medidas del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 son la Ley de Familias, con nuevos derechos, y la Ley estatal de Servicios Sociales, para convertir un sector de gestión externalizada y mercantilizada en políticas de responsabilidad pública y con vigilancia de la ciudadanía

Carolina Elías, Presidenta de SEDOAC (Servicio Doméstico Activo), pidió que al representar a las trabajadoras del cuidado se incluya a las empleadas de hogar, hombro con hombro con todas las mujeres y las organizaciones, porque a veces “se habla de nosotras sin nosotras”, migrantes bienvenidas para cuidar, pero no para recibir o reclamar derechos, convertidas en ciudadanas de quinta categoría, las internas son las esclavas del siglo XXI. ¿Cuántas trabajadoras no habrían tenido que dejar de trabajar si no cuidáramos con amor a sus familiares? Habéis roto techos de cristal, y queremos que muchas lo sigáis haciendo, pero no queremos seguir siendo las que recogemos los cristales rotos. Valoro el subsidio extraordinario de desempleo para empleadas de hogar, pero solo por tres meses, mientras los ERTE subsisten. Pido que firméis la Iniciativa Legislativa Popular para la regularización de las mujeres y hombres inmigrantes sin papeles. La ratificación antes del verano del Convenio 189 de la OIT no debe quedarse en papel mojado, sino sacar de la pobreza a una de cada tres de nosotras y cambiar realmente nuestras vidas. 

Paloma Vázquez, Secretaría de Políticas Públicas e Institucional de CCOO del Hábitat, que incluye los sectores de ayuda a domicilio y teleasistencia y de empleo de hogar relacionó la meta 5.4 de los ODS, objeto de esta jornada, con el 8º Objetivo de Desarrollo Sostenible que es el trabajo decente. Está costando cumplir el 2º objetivo del Plan de Choque de la Dependencia, que es mejorar las condiciones laborales de sus 400.000 trabajadoras y trabajadores -casi tres cuartas partes en residencias y una cuarta parte en Ayuda a Domicilio y servicios sociales sin alojamiento- como prueban las huelgas y la conflictividad actual, con un Convenio estatal de la Dependencia en ultraactividad (sin renovar) desde 2018, tablas salariales no actualizadas desde 2019 y resistencia de la patronal a aplicar la subida del 6,5% pactada, pese a todo lo vivido en la pandemia y a la subida de la aportación del Estado para este fin. Las empleadas de hogar son 542.600, según la EPA IT 2022, el 89,8% mujeres, 51% a tiempo parcial y un 40% sin alta en Seguridad Social, excluidas del Estatuto de los Trabajadores y de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales y aisladas. Su equiparación laboral avanza a pasos lentos, uno de los últimos negociado por CCOO y UGT con el Gobierno en 2011 para cotizar desde la primera hora trabajada y cobrar en la baja por enfermedad. Hay que incluir a las trabajadoras de ambos sectores en la protección contra el acoso laboral del Convenio 190 de la OIT, en la prevención de riesgos laborales y en una negociación colectiva visible y real, acorde con el principio 18 del Pilar Europeo de Derechos Sociales, la estrategia Europea de Cuidados, el PERTE de Cuidados de los fondos europeos y una inversión pública suficiente y sostenida para combatir su discriminación. 

 

 

Tras apretados tiempos de diálogo abierto, que debe continuar para seguir sumando fuerzas y avanzar, la jornada fue clausurada por la Ministra de Igualdad Irene Montero, que habló de la Estrategia Europea de Cuidados, de la Huelga feminista del 8 de marzo de 2018, de los 200 millones del Plan Corresponsables que en 2021 y 2022 transfiere el Ministerio de Igualdad a las Comunidades Autónomas para cuidar y acompañar a niñas y niños en el hogar, en escuelas y centros o en sus traslados del colegio a actividades extraescolares, para que sus madres no sólo puedan trabajar, sino hacer otras actividades, como semilla del Sistema Estatal de Cuidados, para el que coopera con el de Derechos Sociales y Agenda 2030 y aportará un 10% al PERTE de Cuidados de 822 millones, y con el Ministerio de Educación en el reconocimiento de la experiencia en el “trabajo informal” de cuidados para acreditar la profesionalidad. La valoración y reparto de los cuidados se basa tanto en los derechos humanos, entre ellos el de no pasarnos la vida cuidando, para vivir, desarrollar tu personalidad y ser feliz, como también en su utilidad, porque son un motor de desarrollo económico, generan empleo y economías más prósperas y aprovechan mejor las capacidades. Es el feminismo el que ha impulsado con su lucha estos cambios, concluyó, y el papel del Ministerio de Igualdad es transformar sus demandas y propuestas en políticas públicas, en un diálogo constante con las organizaciones feministas en su diversidad.

En general todas las intervenciones hicieron aportaciones interesantísimas por lo que os invitamos a volver a escucharlas en el vídeo de la jornada, que para facilitar hemos marcado en capítulos (en la descripción pulsar en "VER MAS")
https://www.youtube.com/watch?v=myD4mPbhKQ4&t=1095s 

También podéis consultar nuestro Twitter para volver sobre el seguimiento en vivo que obtuvo la jornada.